Navegando hacia la aventura del Archipiélago de Guaitecas

Navegando hacia la aventura del Archipiélago de Guaitecas

Por: Francisco Alvarado y Sergio Villagran.

Melinka1La comuna de Guaitecas, ubicada en el archipiélago del mismo nombre, es la entrada norte de la Región de Aysén. Abriendo camino a la Patagonia, caracterizada por sus innumerables islotes llenos de vegetación y sus aguas llenas de vida. En este reportaje buscamos mostrar sus atractivos, con una gran variedad de panoramas que invitan al turista a recorrer y encantarse.

Guaitecas trabajando para disminuir distancias.

alcaldeGuaitecas en los últimos años ha experimentado una gran cantidad de cambios, los que buscan por todos los medios darle a sus habitantes mejoras en su calidad de vida, tal como lo expresa Cristian Alvarado Oyarce, alcalde de la comuna:

“Como Municipalidad de Guaitecas, buscamos que cada uno de nuestros vecinos pueda desarrollarse con las mismas posibilidades que cualquier chileno, si bien nuestra condición de isla nos dificulta en temas de accesibilidad, hemos implementado una serie de medidas para que esa brecha se logre disminuir lo más posible.

Así en el último año logramos que Guaitecas -Melinka y Repollal- tuvieran luz eléctrica 24 horas, lo que significó no solo la compra de los generadores, sino que mejorar, y en muchos casos transformar completamente, todos los tendidos eléctricos en la comuna, para poder hacer llegar el servicio a todos los lugares de la isla.

En la actualidad nuestros estudiantes tienen que terminar su enseñanza media a otras ciudades; para el 2016 tenemos considerado contar con capacidad para que nuestros jóvenes puedan completar su escolaridad al interior de la isla, lo que representa un alivio para las familias.

Además de casi 200 becas que el municipio está entregando a alumnos de enseñanza media y superior, contar con gratuidad en el pasaje en las barcazas de Naviera Austral, incluso en los meses de verano para todos nuestros estudiantes y este año entregaremos uniformes escolares para todos nuestros alumnos, tanto del Liceo de Melinka como de la Escuela de Repollal.

En el municipio estamos interesados que fomentar el turismo, aprovechando los hermosos atractivos que tenemos a nuestro alrededor, no solo naturales, sino que además las tradiciones de su gente.

Este año tuvimos el honor de contar con 2 artesanos distinguidos por la UNESCO como Tesoros Humanos Vivos, Ramón Carimoney y José Colivoro ya son conocidos como los Tejueleros del Ciprés de Guaitecas, lo que nos llena de orgullo y alegría.

Por eso que hacemos extensiva la invitación para todos aquellos que todavía no visitan la isla, para que la visite, recorra los canales, venga a ver la majestuosa fauna que nos rodea, en un clima lleno del verdor del sur. Actualmente estamos iniciando el turismo rural en nuestra comuna, aprovechando de mostrar nuestras riquezas gastronómicas como el curanto y el asado de sierra al palo, insertos en un paraje que tienen que da para descubrir”

Puerto a Puerto converso con el director de la escuela rural Repollal alto, el Sr. Paulino Pérez, quien nos habla sobre el presente y futuro de la educación de esta escuela. “esperamos continuar con nuestros objetivos y sistema con nuestros alumnos, trabajando con seriedad, responsabilidad, vocación. Esto ha permitido aumentar el nro. de matriculados. Es más, los mismos alumnos han hecho el esfuerzo por mejorar su aprendizaje y eso a traspasado barreras. Contamos con una buena dotación de profesionales. Esto nos ha permitido obtener el primer lugar en el concurso nacional en buenas prácticas educativas entre 70 municipios de todo el país”.

DSC09152

EL VIAJE DESDE  PUERTO MONTT

Abordamos la avioneta desde el aeródromo La Paloma en la ciudad de Puerto Montt, que nos despide con un cielo resplandeciente, perfecto para la aventura que empezaremos En aproximadamente una hora de vuelo, apreciamos en una primera instancia, la isla grande de Chiloé, que es solo un aperitivo de lo que queremos llegar a descubrir. Cerca del archipiélago, se inicia el disfrute, pudiendo distinguir a plena vista islotes y canales que se mezclan bajo nuestros pies. Una vuelta antes de aterrizar, nos permite disfrutar una panorámica del poblado, desembarcando en la moderna pista de aterrizaje con la que cuenta el aeródromo de Melinka.

DSC09547La expedición por mar es igual de atractiva. Al embarcar desde el puerto de Quellón al sur de Chiloé, a través de las barcazas pertenecientes a Naviera Austral -Jakaf y Queulat-, empieza un hermoso viaje.

Desde cubierta se puede apreciar la geografía con la cual se comienza a mostrar la Región de Aysén, atravesando el Golfo del Corcovado. Con vistas panorámicas de las cadenas montañosas que se divisan en el continente y los pequeños islotes, que de vez en cuando se presentan tímidos, hasta llegar al archipiélago de Las Guaitecas, el cual pareciera que ha sido regado por todo el océano.

MELINKA, LA MÁS QUERIDA

Al descender, nos sorprende Melinka, con un puerto que pretende ser uno de los mejores implementados de la Región de Aysén,  el cual recibe tanto a camiones con víveres, automóviles y turistas, ofreciendo variadas opciones para quienes quieran visitar y quedarse en la isla, los que se adaptan a todos los precios para los diferentes viajeros.

Al recorrer las calles de Melinka se puede apreciar el pintoresco aspecto con la que este poblado ha aprendido a convivir con su entorno. Desde lo alto del cerro Mirador, se puede apreciar una hermosa vista de los islotes que rodean a la Isla Ascensión, entre ellas Clotilde, Mercedes, Yates, además de un panorama completo de todo el poblado.melimoyu

Desde Esta ubicación, se ve el imponente gran Volcán Melimoyu -de aproximadamente 2440 metros- y sus tan características protuberancias. Su nombre venido del mapudungún meli moyu, que significa dos tetas.

Actualmente solo quedan dos de las protuberancias en lo alto de su copa, lo que lo deja como un gigante blanco y con cuernos.

IMG_9045Subimos a la lancha de René Oyarce de transportes Kaven. Con él que nos disponemos a realizar un recorrido por los alrededores de la Isla Ascensión, lo que nos permite admirar desde otro punto el poblado y las costas de la isla.

Entre los canales, encontramos un barco desarrollando uno de los oficios más antiguos en la isla: la pesca artesanal. Con la técnica del buceo se extrae en Guaitecas la Luga Roja (Gigartina Skottsbergi), alga que produce la carragenina, utilizada en una gran cantidad de productos alimenticios, tales como: helados, chocolates, hamburguesas y jugos entre otros.

Siguiendo el recorrido, llegamos hasta Playa Granizo. Entrando por el canal Puquitín, el cual llama la atención de los visitantes y pobladores hasta su orilla, debido a la tranquilidad de sus aguas, donde abunda la vegetación típica de la zona -caracterizada principalmente por el Ciprés de Las Guaitecas, Coigüe, Tepú y Ulmo- motivada por las fuertes lluvias con las que los pobladores deben convivir durante el largo invierno.

Además en los alrededores del archipiélago, existen variadas especies de mamíferos marinos, Archipiélagos de la Patagonia, una turística local, permite al visitante disfrutar expediciones que incluyen el traslado entre los canales e islotes en busca de la gran ballena azul, en su camino se pueden apreciar ballenas jorobadas, delfines, pingüinos de Magallanes y otra gran variedad de aves marinas llenando de vida los canales del archipiélago.

REPOLLAL, MEZCLA DE TRADICIONES Y GASTRONOMÍA

A unos 10 km de Melinka, en la vecina localidad de Repollal Bajo, se encuentra el Parque da las Tradiciones de Don Genaro. Además de disfrutar de un entorno maravilloso, con amplio espacio para recibir al turista -aprovechando la tranquilidad del Canal Lagreze- es un espacio perfecto para nadar y practicar deportes marinos como el kayak, a la vez que se disfruta de un ambiente natural. Al frente se divisan canales a islotes e incluso, una que otra tonina que llega para adornar el paisaje.

Al interior del parque, se encuentran réplicas habitables de rucas chonas, tal como las construían los primeros habitantes de la isla, las cuales al igual que las construcciones originales, están fabricadas con canutillo, fibra vegetal abundante en el sector. Éstas, propiedad de Archipiélagos de la Patagonia, se pueden arrendar para que el turista pueda vivir una experiencia tal y como los primeros pueblos originarios.

El parque además cuenta con un conchal milenario, mostrando la forma en que vivían y se alimentaban los aborígenes del sector.

A un par de kilómetros se encuentra la localidad de Repollal Alto, donde vive Jésica Leviñanco y Paulo Vera, quienes a nuestra llegada, reparaban su embarcación, preparándose para la llegada de la temporada de verano y poder sacar de paseo a los turistas que lleguen hasta el sector.

Frente a la costa se presenta imponente la isla Gran Guaitecas, cuya forma cubre en cierta manera gran parte de la isla Ascensión, protegiéndola de las inclemencias del tiempo. En la misma isla, se encuentran conchales con atractivos históricos, la gran mayoría de ellos pertenecientes a los pueblos chonos que se movían en forma nómade por los canales.

Paulo y Jessica desarrollan turismo rural en el archipiélago, donde el visitante puede disfrutar de la gran variedad de aves de corral que deambulan libres por el sector y a la vez degustar algunos de los platos típicos de la zona, como el curanto y el atractivo asado de sierra al palo.

MULCHEY, EL EDÉN DE LAS GUAITECAS

Aproximadamente a una hora de navegación saliendo de Melinka, tras recorrer una gran cantidad de islotes llegamos a la isla Mulchey. Entramos a través de una impactante bahía, para desembarcar en el muelle de Puerto Ballena, una pequeña bahía que muestra lo impactante de un paisaje natural con un nivel de intervención casi nulo.

mulcheiAl llegar nos recibe Soledad, uno de los tres habitantes que tiene la isla, junto a su esposo Fermín y su pequeño hijo. Ellos decidieron establecerse hace ya varios años en este recóndito y hermoso lugar, lejos del ruido y la vorágine de los centros urbanos. Llegaron buscando nuevas oportunidades y encontraron un paisaje maravilloso, que les dio las posibilidades para construir lo necesario para vivir.

Actualmente invitan al turista a disfrutar de una experiencia diferente, en donde puedan compartir de forma directa con la naturaleza, en donde la belleza del paisaje recóndito, sumado a los senderos entre los bosques y la lejanía de otros centros urbanos, lo vuelve un lugar único para los que gustan de respirar aire puro y disfrutar de desconectarse.

En el lugar cuentan con energía a través de generadores de luz solar y a combustible, además de habitaciones preparadas para poder recibir al visitante.

Melinka una comuna organizada.

Esta bella comuna o isla posee u sistema tan organizado en lo urbano como rural, con sus calles pavimentadas, algunas empinándose hacia los cerros, otras que cruzan de lado a lado la ciudad o extendiéndose por kilómetros hasta llegar a Repollal. Esta ultima ruta esta ripiado y en muy buenas condiciones, y en su larga ruta se pueden observar por un lado extensos bosques con un tupida flora, y por otro lado canales marítimos que en su pasar sienten el bloqueo de pequeños islotes con frondosos árboles.
Jaime Mera Fernández, Superintendente del cuerpo de bomberos de Melinka, no comenta sobre la preocupación del cuidado de los incendios forestales y también de lo organizado que se encuentran.
“Bomberos de Melinka existe desde el año 1997, han tenido altos y bajos y recién hace tres años, cuando el alcalde actual Cristian Alvarado asumió como autoridad local, mostro preocupación por esta entidad y nos ha apoyado mucho en reorganizarnos, en postular a proyectos y como resultado de esto ya contamos con un camión aljibe, además de tener una dotación de 27 voluntarios. Poseemos ademas para urgencias otros vehículos de apoyo, logramos además de ser parte de la junta nacional del cuerpo de bomberos de Chile”

 

Compartir

Deja un comentario